Semana Andina de la Prevención del Embarazo

La Semana Andina de Prevención del Embarazo en la Adolescencia se crea como una estrategia para visibilizar los retos y las acciones que deben avocar los países andinos para la prevención de este fenómeno, considerado en muchos países como un tema de salud pública.
La semana es realizada anualmente desde el año 2008 en los países andinos (Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela) y surge en el marco del Plan Andino para la Prevención del Embarazo en Adolescentes, una iniciativa de los Ministerios de Salud de estos países de la región, agrupados en el Organismo Andino de Salud –Convenio Hipólito Unanue–, con el apoyo del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), Family Care International, la Organización Iberoamericana de Juventud (OI-J) y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID). El Plan busca diagnosticar la situación del embarazo en adolescentes en la subregión andina, para construir políticas públicas y estrategias de respuesta a esta problemática, con la participación activa de los y las adolescentes[1].

Bogotá se sumó a la conmemoración de esta fecha, en cabeza de la Mesa Distrital de Prevención del Embarazo de la que hacen parte las Secretarías de la Mujer, Integración Social, Salud, Cultura, Gobierno, Educación, Planeación, Desarrollo Económico y Seguridad, Convivencia y Justicia, establecida en el marco del Programa de Prevención y Atención a la Maternidad y Paternidad Temprana, con la realización de distintas actividades en las localidades de Usme, Kennedy, San Cristóbal, Usaquén, Ciudad Bolívar, Los Mártires, Sumapaz, Engativá, Santa Fe y La Candelaria, entre las que se desatacan ferias de sexualidad, actividades de arte y pintura, sesiones de los Consejos Locales de Política Social (CLOPS) y la presentación del programa Sexperto y Sin Vergüenza (masculinidades alternativas) en vivo.

En Bogotá, según las estadísticas que brinda la mesa, nacen:

  • Un(a) niño(a) de madres entre 10 y 14 años
  • 46 niños(as) de madres entre 15 y 19 años
  • 78 niños(as) de madres entre 20 y 24 años
  • El 31% de adolescentes con pareja no utilizan método de anticoncepción
  • El 61% de los padres en casos de embarazos en adolescentes superan la edad de la madre por más de cuatro años.
  • El 54% de los padres de niños(as) nacidos(as) de madres menores de 14 años son mayores de 18 años[1].

Estas cifras exigen que la acción de los gobiernos se haga de manera integral y que se obtenga la participación de la mayor cantidad de actores institucionales, para garantizar que las y los jóvenes no solo conozcan sus derechos sexuales y derechos reproductivos, sino que también estén en capacidad de tomar decisiones de manera consciente y realizar sus proyectos de vida en pro de una mejora en la calidad de la misma y de su desarrollo integral.

 

[1] DANE. Estadísticas vitales 2014p - RUAF. 2015, Secretaría de Salud y Estudio Distrital de Juventud Humana 2014.

[1] Así se conmemorará la Semana Andina de Prevención del Embarazo en la Adolescencia, Colombia Joven. Disponible en http://www.colombiajoven.gov.co/noticias/2016/Paginas/160914_semana-pea.aspx