Procesos de formación Tic para las mujeres de Bogotá. De la teoría a la práctica

Equipo de facilitadoras Tic 2020 de la Secretaría Distrital de la Mujer y Rocío Durán Profesional especializada de la entidad.



Los procesos formativos Tic para las mujeres de Bogotá comenzaron el año 2020 con mucha motivación, nos reunimos en la Casa de Igualdad de Oportunidades de La Candelaria para conocer los lineamientos estratégicos, pedagógicos y metodológicos de la Secretaría Distrital de la Mujer.


Planeación

Pasamos por reconocer la importancia del trabajo en equipo, el organigrama de la entidad, los procesos formativos actuales, las obligaciones contractuales, la convocatoria, el funcionamiento de los Centros de Inclusión Digital y dos integrantes del grupo compartieron sus saberes sobre cómo hacer procesos de convocatoria a través de las redes sociales y como realizar el proceso de convocatoria directamente en los diversos territorios.

Facilitadoras Tic de la Secretaría Distrital de la Mujer fortaleciendo sus conocimientos sobre la entidad.


Comenzamos la implementación de los procesos formativos tics presenciales con los siguientes cursos: Ella Hace Historia, Derechos de las Mujeres y herramientas Tic y Seguridad digital para mujeres. En febrero se alcanzaron a formar de manera presencial 67 mujeres: 29 en Ella hace historia, 24 en derechos de las mujeres y herramientas tic y 14 en seguridad digital. Las mujeres formadas por localidad se pueden observar en la gráfica de abajo, la localidad con mayor número de mujeres fue Kennedy, seguida de Usme y Puente Aranda con 11 mujeres, Suba con 10, Barrios unidos con 8, Engativá con 7 y Bosa con 3.

 

Mujeres formadas de manera presencial por localidad en el mes de febrero.


Y el mundo en marzo nos sorprendió con la pandemia COVID 19, por lo tanto, los procesos formativos Tic para las mujeres de Bogotá, tuvieron que cambiar de dirección en su quehacer diario, ya que, los Centros de Inclusión Digital se cerraron por la medida de confinamiento. Esto nos llevó a reflexionar y tomar decisiones de manera rápida, la pregunta fundamental era como seguir brindando el servicio a las ciudadanas en medio del confinamiento y en condiciones de teletrabajo. En este sentido se pensó en brindar el servicio en modalidad virtual a través de alguna plataforma que lo permitiera.


Creación

 

Pasamos por reconocer la importancia del trabajo en equipo, el organigrama de la entidad, los procesos formativos actuales, las obligaciones contractuales, la convocatoria, el funcionamiento de los Centros de Inclusión Digital y dos integrantes del grupo compartieron sus saberes sobre cómo hacer procesos de convocatoria a través de las redes sociales y como realizar el proceso de convocatoria directamente en los diversos territorios.

 

Módulos del curso de habilidades Socio Emocionales.


Esto requería realizar un proceso de investigación sobre los contenidos y los requerimientos tecnológicos para realizarlo. Empezamos por investigar que plataforma gratuita ofrecía un servicio amigable con las usuarias, intuitivo y fácil de manejar tanto para el equipo de las 12 facilitadoras como para las mujeres y finalmente seleccionamos Classroom. Posteriormente, se diseñó del curso, se definieron los módulos, la meta de aprendizaje, se realizó una búsqueda de materiales y recursos existentes en la red, se elaboraron los recursos necesarios y se virtualizó el curso en la plataforma.


Cualificación

Luego de realizado el curso, el equipo de facilitadoras Tic comenzó el proceso de cualificación, ingresaron al curso de Habilidades socio emocionales como participantes, probando todas las funcionalidades de la plataforma, hicieron retroalimentación a algunas actividades del curso y recibieron cualificación sobre los contenidos de cada módulo y las actividades respectivas.aron los recursos necesarios y se virtualizó el curso en la plataforma.


Convocatoria

Realizado el curso y cualificado el equipo de las 12 facilitadoras Tic, se procedió a realizar la convocatoria por los medios oficiales de la entidad y por las diferentes redes sociales. 

En dos días se inscribieron cerca de 800 mujeres, continuamos con la inscripción en la plataforma, asignándolas a un grupo específico con una facilitadora que realizaría el seguimiento respectivo, este se hizo a través de la Aplicación WhatsApp.

 


Pieza comunicativa.


Implementación


Desde el teletrabajo las facilitadoras TIC lograron que 487 mujeres de la ciudad de Bogotá realizarán con éxito el curso en modalidad virtual. Para esto se realizó acompañamiento permanente y constante a las mujeres a través de llamadas, WhatsApp y correo electrónico. Llegaron mujeres con conocimientos básicos en el manejo de las herramientas Tic como también mujeres con conocimientos intermedios y avanzados, esto no fue impedimento para poder compartir y encontrarse en la virtualidad e intercambiar saberes y experiencias.


Es importante reconocer que en el proceso 32 mujeres y una persona intersexual tomaron el curso siendo de departamentos y ciudades distintas a Bogotá, también 84 mujeres ya habían tomado cursos en la Secretaria Distrital de la Mujer y regresaron para realizar otro proceso de formación digital.


A parte de las mujeres mencionadas anteriormente, 487 mujeres se inscribieron y en un mes realizaron el proceso de formación. La distribución de las mujeres por localidad se dio de la siguiente manera, donde las localidades con mayor número de mujeres formadas fueron: Suba (59), Kennedy (59), Engativá (55) y Usme (44).

 

Mujeres formadas por localidad.


Para la Secretaría Distrital de la Mujer fue un reto metodológico y pedagógico realizar esta oferta virtual y cumplir con las expectativas de las mujeres participantes, algunas de las lecciones aprendidas identificadas por el equipo fueron:

 

El proceso de facilitación de la formación virtual evidenció como WhatsApp fue la herramienta de mayor y mejor contacto con las mujeres generando mayor confianza y cercanía para la orientación en dudas y dificultades.

 

 

La formación virtual de habilidades socioemocionales visibilizó brechas digitales de género en el uso y acceso de las Tic, especialmente de mujeres vulnerables de la ciudad de Bogotá.

La implementación del curso virtual fue un proceso dinámico de construcción de conocimientos entre las mujeres y la facilitadora.

 

La creación del curso virtual propició en las mujeres un espacio de reflexión y afianzamiento de sus habilidades digitales, socio emocionales y prácticas de auto cuidado.

La formación virtual de habilidades socioemocionales permitió llegar a mujeres que antes no accedían a los Centros de Inclusión Digital, incluyendo mujeres rurales y de otras ciudades.

 

La realización de las actividades reforzó en las mujeres participantes el fortalecimiento de sus destrezas tecnológicas y la adquisición de otras nuevas.

Las mujeres nos recomiendan hacer con más frecuencia este tipo de cualificaciones.

 

Mujeres resilientes

 


Finalmente, damos las gracias a las 487 superheroínas que se atrevieron a desafiar el mundo digital para aprender habilidades socio emocionales contribuyendo al mejoramiento de su calidad de vida, porque queremos seguir trabajando para cerrar las brechas digitales de género existentes y brindar herramientas prácticas para las mujeres de la ciudad de Bogotá